Boca sufrió su segunda derrota en la Copa de la Liga profesional: tropezó 1-0 ante Unión en Santa Fe. El chileno Nicolás Peñailillo anotó el único gol del encuentro en el segundo tiempo. Y el Xeneize, con pocas ideas, jamás le encontró la vuelta al planteo granítico del Tatengue, que consiguió festejar de local contra el elenco de la Ribera por primera vez en 18 años.

La lesión de Marcos Rojo (molestia en un isquiotibial) le abrió a Russo la posibilidad de un cambio táctico: abandonó la línea de 3/5 en el fondo e hizo entrar a Soldano en busca de peso ofensivo. Sin embargo, a los 4 minutos, la defensa ofreció una grieta que no fue perdonada: el chileno Peñailillo remató junto a un palo y puso el 1-0 para el local.